verano

7 julio, 2013

Tarde de domingo: masturbación, sandía y deseo

Tarde veraniega de domingo, en la que un montón de sandía fresca me espera, dónde deseo tener a mi amante desnudo, en la cama. Para refrescarnos, para sudar, para besarnos, para follarnos, para tocarnos, para masturbarnos, para jugar con nuestros cuerpos y nuestras mentes.