Días Guerreros, con ganas…

Ilusión en el árbol
7 enero, 2013
Entre Brazos y Abrazos al Cubo
15 enero, 2013

Otro de esos días guerreros se ha presentado en mi vida. Y solo es martes.  Creo  que ha sido desde que me he levantado. Esa cosa que te sube y que te baja pero se queda ahí abajo. Humectante, humedeciendo. Pero como es martes toca ir a la oficina.

Por fortuna, o no, Vivelsexo requiere de mi consumo de bastantes imágenes y eso ha sido el remate. “Quiero sexo” lo único que pasaba por mi mente, y luego decimos de los chicos… Quizá mis niveles  no están compensado, quizá no me importa reconocer que, hoy, tengo ganas de sexo. Los mensajes subliminares y las sutilezas las dejé en casa.

vivelsexo laura duran

Y como los martes suelen ser días complicados ¿por qué no echar a volar la imaginación? O abrir el cajón de los recuerdos, que nunca han sido subliminares y sirven para sublimar. Aquel momento en que se mezclaron el trabajo y el placer… Nos separan apenas 10 metros de pasillo, nunca fui tanto al lavabo y él a recoger copias de la impresora.

Un día de esos bobos, como el de hoy, en el que parece que las ganas se apiadan de ti y  bajas a por café, estás esperando el ascensor, y cuando es abre te encuentras casi de bruces con él. ¡Qué ganas de bocadito, niño!, piensas. Pero no es el momento ni la hora. La redacción está a tope, 12.00h.

Ahora que lo pienso una pena que en aquella época solo funcionábamos con SMS, imagino hoy, con Whatsapp y similares, una pequeña colección de fotos, para animarnos.  O la aburrida reunión de escaleta, cuando ya todos tenemos claro tras 32 programas cuál es nuestro trabajo, un mensaje tipo: “Te tengo ganas Srta. Subliminal”. Afortunadamente, no teníamos smatphone.

vivelsexo laura duran sexo

También era, sin duda, más divertido. Cualquier excusa era buena, oye… que necesito que me ajustes un audio… Chica, ¿cómo ves éste titular? Evidentemente, entre pregunta y pregunta y acercamientos sin querer, no podía evitar besarle y él no podía evitar introducir sus dedos bajo mis braguitas, en un día como hoy con ligas.

¿El final del día? Como no podía ser de otra manera,  en la sala de locución trabajando los tonos salvajemente. Pequeña, oscura e insonora. De pie, cara a la pared y semi-vestidos. Vuelta a la realidad actual, seguiré escribiendo. ¿Tienes también un día guerrero?

10 Comments

  1. Cristina dice:

    Yo tengo días en los que soy como Artemisa, la diosa guerrera griega, y vienen justo después de la regla. ¡Estoy espléndida y rebosante de energía para dar y recibir!

  2. david dice:

    preciosas fotos….. para dias guerreros….

  3. david dice:

    pero son tuyas??????? …..

  4. david dice:

    tuyas propias, quiero decir?? que si eres la modelo??

  5. Ramón dice:

    Madre mía que preciosidad esa insinuación : ))
    ¡Guapa!!!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *